noviembre 07, 2011

Sonríe, por favor!

Cada día tiene su chiste me dijo un amigo un día, y no era de chistes de lo que iba la conversación, pero por salir de paso y no quejarse así lo largó. Y esto de no quejarse y de reírse de la vida y de uno mismo está muy bien pues  hace la vida más agradable a los demás. También podríamos decir que cada día tiene su afán, como dicen los clásicos. Pero en cualquier caso lo mejor es practicar mucho la risoterapia pues las mal dadas ya llegan sin pedirlas ni quererlas.

Espero que os haya gustado el chiste del día, una de las primeras seguidoras (no anónimas), mi querida Amparo, me lo envió para todos vosotros.

Mi matrimonio, de fiesta en fiesta